Nuevo polo sanitario. Está en marcha la obra para finalizar la maternidad de Alto Comedero

Morales y Bouhid, pusieron en marcha las obras proyectadas para finalizar la maternidad del hospital «Carlos Snopek», con el propósito de afianzar el proceso de descentralización de prestaciones y llevar prestaciones de calidad a los jujeños en su lugar de residencia. «Los servicios de salud seguirán creciendo en Alto Comedero», garantizó Morales.

El gobernador de la Provincia, Gerardo Morales; y el ministro de Salud, Gustavo Bouhid; firmaron el acta de obra correspondiente a la maternidad del hospital “Carlos Snopek” de Alto Comedero, lo que constituye un nuevo salto cualitativo para el sistema de salud pública.

Esta inversión superior a los $128.000.000 a efectivizarse en un plazo de 6 meses, permitirá el control prenatal, trabajo de parto, recuperación, quirófanos, neonatología, lactario, residencia para madres y central de esterilización, entre otras prestaciones y capacidades.

En el acto también estuvieron presentes, el ministro de Infraestructura, Carlos Stanic; el senador nacional Mario Fiad, la directora del nosocomio, María Paula Falcone; representantes de la empresa NGA, adjudicataria de la obra, miembros de los gabinetes de Salud y de Infraestructura y trabajadores de la unidad hospitalaria.

Al respecto, Morales aseguró que “seguiremos apostando a Alto Comedero, sector de la capital jujeña que continuará creciendo” y garantizó que “el año próximo será el turno de las obras de quirófanos y terapia intensiva, porque los vecinos del lugar necesitan y merecen más servicios”. Cabe destacar, que los proyectos citados por el gobernador llevarán al hospital Snopek al segundo nivel.

Además, antes de fin de año comenzarán las obras de remodelación y refuncionalización del área de guardia y de la base SAME 107 de Alto Comedero, atento a la expansión demográfica del barrio.

Asimismo, resaltó que “estamos en condiciones financieras de afrontar nuevos desafíos y más obras, dentro del Plan Maestro Plurianual de Desarrollo 2021-2023”.

En otro orden, el mandatario recordó que “anteriormente hicimos algunas obras para atender la complejidad del COVID, avanzamos con el reequipamiento del hospital y la incorporación de ambulancias, siempre siguiendo los lineamientos establecidos en el Plan Provincial Estratégico de Salud” y apuntó que “a ello sumamos la obra del Centro Regional de Hemoterapia”, lo que patentiza la firme decisión política de llevar salud a cada rincón de la provincia.

Bouhid, a su turno, indicó que el Hospital Materno Infantil es de tercer nivel y atiende aproximadamente 5.000 partos anuales promedio. Explicó que “esto que significa que opera al tope de su capacidad”.

Advirtió que “no todos esos partos requieren atención de tercer nivel por ser de baja complejidad, por lo tanto pueden realizarse en otros hospitales” y agregó que el sistema de salud “trabaja bajo el concepto de maternidad segura y centrada en la familia, es decir que los partos se hacen en un lugar donde se pueda resolver alguna eventual complejidad, contando para ello todo el equipo de respaldo necesario”.

“Esta política permitió bajar la mortalidad materna y mejorar la atención del neonato, debidamente atendido en un lugar que permita mayor sobrevida”, recalcó.

Tras puntualizar que Alto Comedero “es el polo sanitario a desarrollar”, el ministro ponderó “la visión estratégica del gobernador Morales, cuya gestión está destinando una inversión histórica en el sistema de salud, poniendo a los jujeños sobre cualquier otro interés”.

“Estas no son obras vacías, están debidamente complementadas con el correspondiente equipamiento y recursos humanos calificados”, afirmó Bouhid.