Prohibieron la comercialización de la hoja de coca

El anuncio lo realizó el gobernador Morales, tras los hechos sucedidos durante los últimos días que posiblemente involucran a la cadena de abastecimiento de coca con casos locales de coronavirus.

Ante la hipótesis planteada Morales prohibió la venta de coca en la ciudad de La Quiaca e indicó que habrá multas para quiénes realicen contrabando: “Paremos con eso porque eso genera el paso hormiga”.

La decisión se basa en una de las hipótesis más fuertes que tiene el gobierno respecto del ingreso del coronavirus a la provincia, a partir del ingreso de hojas de coca desde Villazón, ciudad con circulación viral. “Las autoridades de Villazón confirman que tienen circulación local, pero no tienen la capacidad de testear y medir en el lugar”, dijo Morales y solicitó rigor en el control a la Policía Federal y a la Gendarmería Nacional.

En tal sentido el Gobierno de Jujuy emitió un decreto que prevé multas para las personas que realicen contrabando de hojas de coca, con montos que irán de 40 mil a 340 mil pesos. “El que contrabandea o introduzca hojas de coca tendrá multas de 40 a 340 mil pesos. Tipificamos la situación del riesgo epidemiológico que pone en riesgo vidas”. Además, agregó que las multas serán aplicadas por fiscales provinciales y federales, inclusive penas de prisión que van de varios meses a años de cárcel.

Por otro lado el Gobernador se mostró firme y pidió cerrar toda la venta de coca en La Quiaca. “Paremos con la coca, si hay demanda, pasan por los pasos no legales y hoy es riesgoso el negocio de la venta de coca en el norte argentino. El tema es que no contagia la hoja de coca, sino toda la acción de comercialización el que trae la coca, el que la recibe, la paga con efectivo”.

Aprovechó la situación epidemiológica y extraordinaria y fáctica de Jujuy para pedir la legalización de la importación y comercialización de las hojas de coca en Argentina “porque si fuera así entrarían en camiones con controles sanitarios por el puente internacional”, concluyó Morales.

Cabe mencionar que se investiga a una línea importante de la fuerza policial de Jujuy por el tráfico de hojas de coca, no se descartan cambios en la Jefatura de policía y se denunció penalmente a los dos primeros casos COVID-19 en Jujuy, los dos policías con antecedentes de haber estado en La Quiaca.